En este momento estás viendo ¿En qué consiste el growth hacking y para qué puede servir?
¿Sabías que el growth hacking puede ser una gran forma de obtener mejores resultados en los vídeos? A continuación, te contamos todo lo que debes

¿En qué consiste el growth hacking y para qué puede servir?

Es probable que quieras alcanzar el éxito en todos tus productos comunicativos. En tal caso, debes saber que el growth hacking aparece como una gran herramienta para lograrlo. A continuación, te explicaremos en qué consiste este término y para qué puede servir.

¿En qué consiste el growth hacking?

Primero, hace falta mencionar que es uno de los términos más utilizados dentro del área del marketing digital. Básicamente, consiste en una disciplina que busca incrementar la notoriedad de una marca o un producto. Sin embargo, eso no es todo: busca hacerlo de la manera más eficiente posible.

Dicho de otra forma, la idea es que alcances los mejores resultados con el menor esfuerzo. Este esfuerzo no será solamente en términos de tiempo, sino también de dinero. Por lo tanto, la idea es estudiar cuál es la forma más redituable de conseguir ingresos, usuarios o impactos (Info Technology, 2021).  

En este sentido, el growth hacking basa su metodología de aplicación en la creatividad y la eficiencia. Es decir, la idea es que puedas conseguir personas que verdaderamente se interesen en el producto que ofreces. Caso contrario, estarías incurriendo en prácticas “poco éticas” para aumentar tu performance.

Es lo que sucede en las redes sociales, cuando las personas deciden comprar cuentas con miles de seguidores. Otra alternativa, incluso, radica en adquirir seguidores que no serán orgánicos. Es decir, son personas que seguirán a tu página, pero que no interactuarán con ella ni tendrán ningún tipo de engagement, ya que no están genuinamente interesadas en lo que tienes para ofrecer (PostedIn, 2017).

Por lo tanto, en el growth hacking también ocurre que no solamente se buscará el mejor equilibrio entre calidad y esfuerzo para hacer crecer una marca. En realidad, también se considerarán los objetivos en relación con la empresa o el usuario, ya que cada caso es único y hay que atenderlo de forma personalizada.

La importancia de esta disciplina en la comunicación audiovisual

Para este momento, ya sabes que el growth hacking puede ser muy importante para generar una marca personal. Sin embargo, también es esencial comprender cómo puede impactar de lleno en la comunicación audiovisual, o sea, en todos los vídeos que lances.

En este punto, conviene indicar algunas cosas. Lo primero que hay que entender es que un growth hacker, que será la persona que realizará esta tarea, no necesariamente es alguien que genera prácticas desleales. Es decir, estamos acostumbrados a asociar el término “hacker” con acciones negativas o que afectarán a los demás.

Sin embargo, un especialista en esta área jamás afectará a otras personas. Lo único que hará es buscar las mejores formas de optimizar los resultados para conseguir determinados objetivos. A la vez, también hay que considerar que no todos los casos son los mismos.

Por ejemplo, una compañía que necesite reforzar sus ventas seguramente tendrá un tratamiento diferente que el de una startup que recién esté empezando (Info Technology, 2021). Entonces, siempre es vital considerar cuáles son los resultados que se buscan conseguir a la hora de incorporar estas tácticas.  

Aspectos importantes para utilizarlo en el vídeo

Así, el growth hacking puede ser realmente muy útil para el marketing de vídeo. Al fin y al cabo, puedes hacer un producto impresionante, pero si nadie se siente atraído de consumirlo, probablemente tu trabajo no será bueno. Entonces, un profesional de esta área podrá ayudarte con las siguientes variables:

Métricas

En el growth hacking las métricas son claves, ya que son los datos duros que te harán entender qué estrategias seguir. Por lo tanto, la idea es que puedas aprovechar esos informes que te ofrecen las plataformas donde cuelgas los contenidos, como YouTube, para ver qué clase de contenidos gustan a los usuarios.

Para esto, hay que entender que todo funcionará a prueba y error. Habrá vídeos que serán un “boom” y otros que no serán tan atractivos. Lo esencial es que puedas estudiar el comportamiento de tu audiencia para saber cuál es el camino que más te conviene en cuanto a la producción de contenido (Google, 2019).

Creatividad

Esto es muy habitual de observar en los canales de YouTube. Por ejemplo, un especialista en el growth hacking es capaz de entender cuáles son los formatos que más funcionan. Es decir, un profesional de esta área informará qué estilos deberías seguir en tus vídeos.

Incluso, en algunos casos, podrá usar algunos mecanismos de clickbait. Este término implica la posibilidad de “atraer los clics”, a través de títulos o miniaturas llamativas. Si lo haces bien, probablemente las personas se sentirán atraídas para consumir el contenido que has generado (ESIC, 2019).

Un growth hacking eficiente

Esto es muy importante si quieres promocionar el vídeo. Por ejemplo, a la hora de compartir los vídeos en las redes sociales, como Instagram, es posible que quieras obtener tráfico orgánico. Esto significa que no deberás pagar para que los usuarios te vean, ya que llegarás a tus seguidores y a algunas personas más.

Sin embargo, si quieres lograr mejores resultados, probablemente deberías generar alguna campaña paga. Por lo tanto, un especialista en growth hacking sabrá cuáles son los filtros adecuados para generar este anuncio. Por ejemplo, deberá considerar el género, la edad, la ubicación e incluso los gustos y preferencias (Xataka, 2019).

3 claves para considerar a la hora de implementar el growth hacking

A continuación, las 3 claves para que el paso a paso en la implementación del growth hacking sea un éxito:

1. El producto es lo principal

Nunca debes olvidarlo: especialmente en la industria del vídeo, la calidad es lo más importante. Por lo tanto, en ocasiones es preferible que tardes más para tener un gran trabajo en la edición final. Esto es lo que determinará la calidad final de tu producto (Digital Sevilla, 2020).

2. Analizar correctamente el mercado

Una vez que tengas definido el tipo de producto que buscas ofrecer, necesitas analizar el mercado. Aquí también podrás evaluar a la competencia, ya que te permitirá comprender las fortalezas y debilidades propias. De esta forma, vas a poder fortalecer todavía más el vídeo que buscas lanzar al mercado (IEB School, 2021).  

3. Definir los objetivos

Por último, el growth hacking implica pensar en todos los objetivos que pudeas llegar a tener. Es común que estos cambien a lo largo del tiempo, por lo que no te preocupes si esto pasa. Por ejemplo, al comienzo puede que quieras una decena de reproducciones. Sin embargo, a medida en la que crezcas, tu objetivo por vídeo puede ser sumar de a miles (SEMrush, 2017). Por lo tanto, parte del éxito consiste en adaptarte al momento y redireccionar tus objetivos.

El buen uso de growth hacking en el vídeo

En definitiva, el growth hacking puede ser una disciplina que te ayudará a conseguir grandes objetivos en poco tiempo. La idea es que puedas gastar el menor tiempo y dinero posibles, para que cada lanzamiento al mercado tenga el mayor impacto de acuerdo con tus objetivos.

Ahora que sabes todo sobre este concepto, te invitamos a que pongas en práctica todos estos conocimientos. La idea es que puedas maximizar los resultados, para que notes un incremento de las visualizaciones y tengas un mayor impacto en tu audiencia.

Al fin y al cabo, el growth hacking consiste en optimizar todos los productos que lances al mercado. Para ello, siempre deberías pensar en la satisfacción del usuario, pero también en la tuya propia. Si tienes esto en mente, vas a poder generar estrategias eficientes para promocionar tus creaciones. Así, la calidad del contenido será mejor y observarás ese crecimiento que tanto estabas buscando.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.